Tarta de calabaza y chocolate

  • por
Tarta de calabaza y chocolate

tarta de calabaza con ganache de chocolate

Tarta fácil de calabaza con ganache de chocolate: esta tarta de chocolate y calabaza extra húmeda, cubierta con ganache de chocolate, es una delicia perfecta para el otoño. Es muy fácil y rápido de preparar, no necesita batidora y su sabor es fantástico.  Todos los que la han probado se han quedado sorprendidos, porque es realmente especial.

La tarta de calabaza con ganache de chocolate es una tarta especial para los amantes del chocolate. Será perfecta con una taza de café, o como postre para la cena de Halloween o Acción de Gracias. La tarta de calabaza y chocolate fácil tiene un rico sabor a chocolate y, combinada con calabaza y especias, es realmente algo especial.

Combine la harina para todo uso, el azúcar granulado, el azúcar moreno ligero, el cacao en polvo, el bicarbonato de sodio, la especia de calabaza y la sal. Batir los huevos, la mantequilla derretida, el puré de calabaza y la vainilla.  Añadir los ingredientes secos, poco a poco y mezclar hasta que estén bien combinados. Incorporar las chispas de chocolate. Hornear en un molde de 9 x 13 pulgadas, a 350 F, durante unos 40-45 min.

Para preparar el ganache de chocolate – Poner las chispas de chocolate en un molde. Caliente la nata para montar en un cazo, a temperatura media-alta. Retirar del fuego antes de que empiece a hervir. Vierta la nata para montar caliente sobre los trozos de chocolate, tápela y déjela enfriar durante unos 3 minutos, después remuévala con una espátula de goma hasta que esté bien combinada y el chocolate esté completamente derretido. Extienda el ganache sobre el pastel enfriado.

tarta de calabaza con glaseado de chocolate

Este rico y decadente pastel de calabaza con especias es ideal para una celebración otoñal, ya sea el Día de Acción de Gracias o cualquier otro. A la masa de calabaza se le añaden trocitos de chocolate y nueces picadas para darle un toque dulce y crujiente. Para los que les gusta planificar con antelación, se puede hacer y congelar, con glaseado y todo. Sólo hay que poner todo el pastel terminado en un plato o en una bandeja para hornear, sin envolver, y congelarlo durante la noche hasta que esté duro. Entonces se puede envolver sin dañar el glaseado, y volver al congelador. También se pueden envolver bien las capas y guardarlas, para helarlas más tarde. -Florence Fabricant

tarta de chocolate y manzana

Este rico y decadente pastel de calabaza con especias es ideal para una celebración otoñal, ya sea el Día de Acción de Gracias o cualquier otro. A la masa de calabaza se le añaden pepitas de chocolate y nueces picadas para darle un toque dulce y crujiente. Para los que les gusta planificar con antelación, se puede hacer y congelar, con glaseado y todo. Sólo hay que poner todo el pastel terminado en un plato o en una bandeja para hornear, sin envolver, y congelarlo durante la noche hasta que esté duro. Entonces se puede envolver sin dañar el glaseado, y volver al congelador. También se pueden envolver bien las capas y guardarlas, para helarlas más tarde. -Florence Fabricant

tarta de calabaza con chispas de chocolate

Este pastel de chocolate y calabaza sin gluten tiene el equilibrio perfecto de cacao y especias de calabaza, ¡y es nada menos que increíble! Hecho con puré de calabaza e ingredientes limpios, es el postre saludable perfecto para el otoño.

¿Soy yo o todo el mundo tiene un postre que hace durante las fiestas, y soy yo, o ese postre siempre lleva chocolate? Es difícil equivocarse con los postres con sabor a chocolate porque el chocolate es vida, pero ¿sabes qué más es vida? La especia de calabaza. Este pastel de chocolate hecho con puré de calabaza combina lo mejor de ambos mundos.

La inspiración para este acogedor pastel de chocolate con calabaza vino de una receta que encontré en la página web de Whole Foods. Modifiqué los ingredientes para que mi marido pudiera darse el gusto. Él tiene sensibilidad al gluten, así que adapté lo necesario para hacer un pastel de chocolate y calabaza húmedo y tierno tan increíble como el original.

Vierta la masa en el molde preparado y hornee en el horno precalentado durante 35-40 minutos o hasta que el pastel comience a separarse de los lados del molde y un palillo insertado en el centro salga limpio.