Depredadores de la vaquita marina

  • por
Depredadores de la vaquita marina

Cuántas vaquitas quedan

Es una marsopa pequeña con un gran problema. La vaquita, que sólo vive en el Golfo de California, ahora sólo cuenta con unos 60 ejemplares, lo que supone un descenso del 92% desde un importante estudio realizado en 1997. Si México no amplía su intento de conservación, la especie podría desaparecer tan pronto como en 2022.

Las vaquitas tienen pocos depredadores, pero a menudo se enredan en las redes de enmalle que utilizan los pescadores para capturar otro animal en peligro de extinción: un pez del mismo tamaño llamado totoaba. Las vejigas natatorias de la totoaba se cotizan a miles de dólares en China, como ingrediente de la sopa.

El gobierno mexicano ha introducido regulaciones más estrictas a lo largo de los años para mantener el territorio de la vaquita libre de redes. Pero el último estudio, realizado por un equipo internacional, sugiere que esas medidas no han detenido su disminución.

Barbara Taylor del Centro de Ciencias Pesqueras del Suroeste en La Jolla, California, fue co-científica principal de esa encuesta junto con Lorenzo Rojas-Bracho en el Instituto Nacional de Ecología en la Ciudad de México. Taylor se inspiró para salvar a la vaquita después de un infructuoso viaje en 2006 para estudiar el delfín del río Yangtze, el baiji.

Población de vaquitas marinas 2021

Nadie intenta capturar o matar a las vaquitas marinas, y sin embargo están al borde de la extinción. Ahora, un acuerdo internacional para reprimir el tráfico de una especie de pez, la totoaba, puede salvar a la marsopa más pequeña del mundo.

En la India, los búhos se sacrifican en rituales destinados a atraer la buena fortuna y, en algunos casos, a enviar la mala suerte a los rivales. Aunque los búhos están protegidos por la ley, el mercado negro está floreciendo – como descubrieron dos reporteros. (27.09.2016)

Más de 70.000 millones de animales terrestres son sacrificados al año en todo el mundo, con consecuencias nefastas para el medio ambiente. Los consumidores de carne Neil King y Gabriel Borrud se enfrentan a verdades incómodas mientras buscan formas de salir de la paradoja de la carne.

Todos los jueves, un nuevo episodio del premiado programa de radio y podcast de media hora de duración te trae historias sobre el medio ambiente de todo el mundo, profundizando en temas que afectan a nuestras vidas cada día.

Población de la vaquita marina en 2020

La Vaquita es una pequeña marsopa nativa de un área muy pequeña en el extremo norte del Golfo de California, México. Es el cetáceo (ballena, delfín o marsopa) más pequeño que se conoce en la actualidad, alcanzando una longitud de sólo 4-5 pies (1,2-1,5 m) y un peso de no mucho más de 100 libras (45 kg). Además, a diferencia de la mayoría de los delfines, la Vaquita no tiene casi ningún pico discernible. Entre los cetáceos, las vaquitas alcanzan la madurez sexual con relativa rapidez y comienzan a reproducirse a los 3-6 años de edad.

La Vaquita es una pequeña marsopa de puerto nativa de un área muy pequeña en el extremo norte del Golfo de California, México. Es el cetáceo (ballena, delfín o marsopa) más pequeño que se conoce en la actualidad, ya que alcanza una longitud de sólo 4-5 pies (1,2-1,5 m) y un peso de no mucho más de 100 libras (45 kg). Además, a diferencia de la mayoría de los delfines, la Vaquita no tiene casi ningún pico discernible. Entre los cetáceos, las vaquitas alcanzan la madurez sexual con relativa rapidez y comienzan a reproducirse a los 3-6 años de edad.

Vida útil de la vaquita

La vaquita fue descrita por primera vez como una especie por dos zoólogos, Kenneth S. Norris y William N. McFarland, en 1958 después de estudiar la morfología de los especímenes de cráneo encontrados en la playa[5] No fue hasta casi treinta años después, en 1985, que los especímenes frescos permitieron a los científicos describir su apariencia externa completamente[6].

El género Phocoena comprende cuatro especies de marsopas, la mayoría de las cuales habitan en aguas costeras (la marsopa de anteojos es más oceánica). La vaquita está más estrechamente relacionada con la marsopa de Burmeister (Phocoena spinipinnis) y menos con la marsopa de anteojos (Phocoena dioptrica), dos especies limitadas al hemisferio sur. Se cree que sus antepasados se desplazaron hacia el norte a través del ecuador hace más de 2,5 millones de años durante un período de enfriamiento en el Pleistoceno[6] La secuenciación del genoma de un individuo capturado en 2017 indica que las vaquitas ancestrales ya habían pasado por un importante cuello de botella poblacional en el pasado, lo que podría explicar por qué los pocos individuos que quedan siguen estando sanos a pesar del bajísimo tamaño de la población[7].